Construcción artesanal y procesos creativos.


Proponemos un enfoque creativo, divertido y sano en nuestros trabajos.
Damos preferencia a los materiales recuperados y de mínimo impacto.
Publicamos los procesos con fotos y textos a modo de recetario.


Chacho, Si te gusta, dale a "ME GUSTA"

ME GUSTA

Puerta con doble función






Para resolver un problema de versatilidad en casa, ideamos un armario cuya puerta tiene doble función. Esta sirve para cerrar el armario o para cerrar el dormitorio...

Los materiales utilizados en su construcción son en su totalidad reciclados:

Perfil en L de 40: para el eje de la puerta y tornillos tirafondo: sobrante de otros proyectos.
Pared izquierda y bisagras: provenientes de biombo pared de sala de exposiciones.
Puertas de pino macizo: gran regalo de nuestro amigo Zdenek.
Baldas y separadores: retales de tablero de DM, baldas y puertas de antiguo armario .
Pintura: sobrante de otras pintadas.
Palo cuelga perchas: sobrante de palo para cortina.



Explicación del proceso:

Lo primero fue colocar la puerta, la presentamos en su posición de armario abierto-dormitorio cerrado, ayudándonos de unos tacos de madera que la mantuvieran separada del suelo y un nivel de burbuja para que quedara nivelada, este es el primer paso y no el último porque la pared no era modificable y al final la puerta debía ajustarse a ella. Hacer desde el principio que la puerta ajuste a la perfección en su función de puerta de dormitorio era básico.
Como la puerta es muy pesada y ancha tuvimos que usar unas bisagras muy grandes y un procedimiento específico en la fijación al muro. Hicimos los agujeros al muro usando como plantilla los agujeros previos en el perfil en L, los limpiamos internamente inyectando abundante agua, inyectamos en ellos una masilla al agua de pega y relleno, introduciendo a continuación el taco y el tornillo. Al secarse la masilla, los tornillos casi se convirtieron en parte del muro con lo que la unión quedó sólida.



Lo siguiente fue construir la pared izquierda del armario, que para encontrar donde iba, su canto debía coincidir con el final de la puerta y ajustar perfectamente con su plano interno, así que tomamos a esta como guia para cortar las madera con el ángulo que fuera necesario. Hay que tener en cuenta que las paredes de las casas antiguas no siempre son totalmente rectas, así que debíamos ajustarnos a ellas. Aprovechamos un panel hueco de madera que anteriormente fue usado como una de las falsas paredes que ponen para crear los espacios en salas de exposiciones. Recortamos las piezas y las unimos al muro mediante taquitos de madera atornillados al muro que sirvieron para atornillar el panel a ellos como se ve en las fotos de arriba, luego sellamos todas las uniones con masilla cola al agua.





Lo siguiente fue contruir la parte interior del armario usando como material las puertas de un viejo armario y unos retales de DM, recortándolos a medida para crear suelo, separadores y baldas.



Luego limpiamos todo usando pintura blanca al agua. Ayudándonos de cinta de carrocero delimitamos bien los cantos de las baldas para poder pintar tranquilamente sin miedo a manchar lo que queríamos quedara madera vista.



Para acabar pusimos el palo para las perchas, recortamos unas piezas de madera que atornillándolas a las paredes internas, sirvieran de soportes.





Esto es una animación de la puerta desde el interior del dormitorio.

ME GUSTA